"Mi sueño es el de la patria, el pan y la justicia para todos los españoles, pero especialmente para los que no pueden congraciarse con la patria, porque carecen de pan y de justicia.". JOSÉ ANTONIO

9 de febrero de 2010

«Imagine»


«Imagina que no existe el Cielo (heaven)
es fácil si lo intentas
sin el Infierno debajo nuestro
arriba nuestro, solo el cielo (sky)
Imagina a toda la gente
viviendo el hoy...
Imagina que no hay países
no es difícil de hacer
nadie por quien matar o morir
ni tampoco religión
imagina a toda la gente
viviendo la vida en paz...

Puedes decir que soy un soñador
pero no soy el único
espero que algún día te unas a nosotros
y el mundo vivirá como uno.»

Nunca me había parado a reflexionar sobre la letra de esta canción, que tantas veces he escuchado –y tarareado- con agrado, hasta que sonó de forma inoportuna acompañando los fuegos artificiales de la última cabalgata de Reyes sustituyendo al Aleluya de Haendel de otros años. La emoción que me producía la música de Haendel mezclada con los fuegos y la ilusión de los niños, se tornó en perplejidad al escuchar los primeros compases de una canción pensada y escrita para un escenario bien diferente de aquél, en el que se recordaba precisamente algo que esa canción pedía suprimir.

Hace unos días, una entrada en un blog amigo me hizo recordar el amargo regusto que me dejó, por vez primera, la canción. Y debo confesar que, tras repasar detenidamente la letra, me alegré mucho de que el mundo no sea como lo imaginó John Lennon y confío en que nunca llegue a serlo.

Estoy seguro de que el pobre Lennon nunca se paró a pensar seriamente en el vacío de un mundo sin religión, sin la promesa de la luz eterna, sin amor y sin entrega verdadera. Un mundo vacío y sin esperanza; lleno de vidas que se agotan en sí mismas, encerradas en su propia mismidad.

Dudo mucho que pensara dos veces en un mundo en el que no hubiera nada ni nadie por quien matar o morir. Yo tengo muy claro por qué, por quien o por quienes sería capaz de dar la vida y no encuentro nada más sublime, ni más necesario. No hay amor sin entrega, por lo que el mundo que nos propone Lennon es un mundo sin amor verdadero, un mundo vacío. También tengo claro que estaría dispuesto a matar, si la ocasión lo requiriese, para defender mi vida o la vida de los seres a los que amo y, si fuese necesario, para defender a mi patria, como juré hace ya más de veinte años al besar la bandera. Me horripila pensar en un mundo en el que nadie fuera capaz de matar o morir por nadie y en el que no hubiera nada ni nadie por quien hacerlo.

En su descarga, prefiero tener presente su afición a las drogas y alucinógenos, y la personalidad extravagante de su mujer que sin duda tendrían alguna influencia en el alumbramiento de una letra tan nihilista como estúpida y desalentadora. En cualquier caso, y aunque me seguirá gustando la canción, ya nunca podré disfrutarla tanto como antes.

LFU

9 comentarios:

Gonzalo dijo...

A mi siempre me pareció un pestiño de canción.

De muy joven se me ocurrió traducir unas cuantas canciones de Lennon y de los escarabajos y desde entonces he sido incapaz de oír dos seguidas.

Y es que escuchar música en bárbaro queda muy bien, pero si los músicos españoles dijeran tanta chorrada junta aquí los tiraríamos al pilón.

César dijo...

Buena glosa del himno progre por excelencia.

Anónimo dijo...

Muy en desacuerdo Lluis. Tus palabras no se explican sino es partiendo de que no has sabido -o, lo que es peor, no has querido- entender las palabras vertidas por uno de los más brillantes compositores de la historia. Te garantizo que Lennon también tenía serías queridos por los que hubiera estado dispuesto a matar ...

LFU dijo...

Creo que eres tú el que no te has enterado. Atribuyo la letra a su escasa reflexión o al exceso de barbitúricos. Sin duda no se paró a pensar dos veces lo que escribía, precisamente porque la letra es un contra sentido. No se le puede pedir a Lennon, que sin duda hacía buena música -otra cosa es exagerar como tú haces- que fuera Ortega o Marañón. Pero tengo todo el derecho del mundo a declarar mi desafección a la letra de esa canción que se han convertido en el himno progre y en el mejor canto al nihilismo y al hedonismo del siglo XX. Afirmar que, para que la gente no se pelee por la religión, hay que matar la religión es como abolir el dinero para que la gente no se pelee por él o el pan, el agua....... La letra va contra el Derecho natural y, en definitiva, contra el más elemental sentido común......aunque,repito, la canción me sig gustando mucho.

Anónimo dijo...

En algo estamos de acuerdo: tienes todo el derecho del mundo -faltaría más- a hacer la interpretación que te plazca de esta canción o de cualquier otra cosa. Ahora bien, ¿haces la propia interpretación estrictamente literal cuando valoras el contenido de determinados pasajes de la Biblia?

LFU dijo...

Deberías recordar el viejo aforismo latino "in claris non fit interpretatio". La claridad de la letra es tal que no necesita de mayores interpretaciones. Te gusta o no, pero no cabe hacer interpretaciones diferentes. Evidentemente, la referencia que haces a la Biblia, es odiosa y altamente demagógica. No compares las dificultades para encontrar el sentido de textos escritos hace miles de años, en contextos absolutamente ajenos al nuestro, con una cancioncilla de antes de ayer. Relájate hombre, que se te nota la venaprogre y respiras por la herida.....

enrique dijo...

Esta claro que este jardinero cultiva rosas, bravo Felipe, muy bueno tu argumento sobre esta cancion, a mi tambien me ha gustado en un epoca, esta cancion. Mas, no creo que el, sea el autor de la letra, seguro fue yoko, asi fue que lo mataron, para que se encontrara con Dios, incluso su asesino, con el mero hecho de asesinarlo, nos demuestra que si, hay gente capaz de matar por una simple cancion, No hace falta querer entender las palabras de la cancion, estan muy claras. Por eso se llama (imagin). IMAGINATE.

dusty_machine dijo...

Debe de ser muy triste una vida en la que existen razones para matar, debe de ser muy pobre una existencia que se centra en el culto a la muerte y en el engañamiento que trae consigo la creencia religiosa, debe de ser horroroso vivir en un mundo donde se mata a la gente para llevarla con "dios".
Imagino que el que realmente ha escrito algo aquí con cierto colocón de psicotrópicos eres tú (sin ánimo de ofender) porque debe de ser terrible vivir en un mundo sin Lennon.

LFU dijo...

Dusty: espero que nunca te veas en la necesidad de defender tu vida o la de personas a las que amas, pero estoy seguro de que en ese momento, comprenderás lo que he escrito. Lamento que pienses así de la religión y espero que algún día veas la luz entre tanta tiniebla. No desesperes, que Dios no deja sola a ninguna de sus ovejas.