"Mi sueño es el de la patria, el pan y la justicia para todos los españoles, pero especialmente para los que no pueden congraciarse con la patria, porque carecen de pan y de justicia.". JOSÉ ANTONIO

27 de enero de 2014

El otro Anson

LUIS MARÍA ANSON
"LA HORA DE LA MONARQUÍA"

(Colección de  Doctrina  Monárquica,
 Edit. Círculo, Zaragoza, 1.958)"

Hace unos meses, en una entrada anterior hacía referencia al célebre académico para recordar que mucho antes de alcanzar la cima de su popularidad, dejó escrito un libro excepcional “La Hora de la Monarquía”, dedicado a su entonces maestro Eugenio Vegas Latapie, en el que abomina de lo que ahora defiende con ardor, la monarquía liberal, defendiendo la monarquía católica representativa.

Ayer, rebuscando entre mis papeles, apareció una nota con algunos extractos del libro que mi querido amigo Miguel Toledano quiso destacar tras su lectura y que no tienen desperdicio y harán la delicia de muchos.  

Lean, lean.....

I. CONTRA LA MONARQUÍA LIBERAL.


"la Monarquía liberal es la táctica que emplean los republicanos para llegar más fácilmente a la República'' (p. 80).

"la alianza de la Monarquía con el liberalismo o el izquierdismo significaría, en un plazo más o menos corto, indefectiblemente, la anulación y  eliminación de la Monarquía. Por eso sobre la miopía política de algunos monárquicos que propugnan la colaboración con los grupos liberales o izquierdistas, lo cual no demuestra más que una completa superficialidad doctrinal y un desconocimiento casi total de los principios sobre los que se asienta la Institución Monárquica" (p. 152).

"La Monarquía auténtica es la Monarquía representativa; rechazo la Monarquía liberal" (p. 207).

"La Monarquía en España o es católica o no puede existir porque la llamada Monarquía liberal· es el puente tendido hacia  la República" (p. 240).

"No existe posición más inconsecuente para España que la del monárquico liberal" (p. 241).

"El monárquico liberal es un completo absurdo aunque, eso sí, un absurdo bastante frecuente" (p: 241).

"[El monárquico liberal] A la larga tal vez sea más dañoso para el país y  para la propia Institución que el mismo republicano. La característica  fundamental del monárquico  liberal  es su rotunda y   contundente falta de toda base doctrinal [...]  no existen teóricos con un mínimo de prestigio procedentes del campo monárquico liberal" (p. 242).

"el monárquico liberal [...]   es, cuando mucho, el oportunismo político, el arribismo, la incapacidad y la incompetencia y, eso sí, indefectiblemente, la pedantería y la suficiencia" (p. 242).

"la Monarquía liberal es la Monarquía de los republicanos"  (p.242) 

"El monárquico liberal, por consiguiente, o es un ambicioso, en el mal sentido de la ambición política, o es un débil mental" (p.243) 

"entre el sistema monárquico y  el liberal existe un abismo doctrinal'' (p. 243).


II. CONTRA EL LIBERALISMO.

“Para algunos el totalitarismo es lo contrario del liberalismo. Y, sin embargo, tienen una misma e idéntica esencia" (p. 21).

"lo que procede es [...] atacar la sistemática  liberal y su dialéctica en sus mismas bases hasta que se desmorone  su edificio construido a medias de sofismas y de paradojas" (p. 64).

"Lo peor del liberalismo no es esto, con ser de por sí nefasto" (p. 65).

“El liberalismo, espejo y símbolo de la libertad para los indocumentados,  es, en sí mismo, un absolutismo: el de la mayoría" (p. 66).

"El liberalismo, que defiende el principio del respeto igual a todas las opiniones, es, en su misma paradójica vertebración, de un sectarismo sin límites" (p. 67).

"los liberales podrían mostrarse orgullosos de poseer las teorías de más absoluta imbecilidad que se han conocido a lo largo de la Historia del mundo" (p. 67).

"Los delirios liberales conducen primero a la mediocridad, luego a la corrupción, finalmente a la anarquía y al caos, abonando fecundamente la obra babeante de la Revolución que inunda con su veneno y su resentimiento las resecas fauces de la sociedad liberal'' (p. 68).

"los liberales machacan y trituran hasta la saciedad la obra de cualquier escritor católico y tradicional que surge a la vida pública con pujanza y posibilidades” (p. 71).

"gran parte de los errores del liberalismo, siempre en servicio del fin de la Revolución, nacen de un falso concepto de la libertad” (p. 72).

"La prensa liberal ha terminado, ciertamente, con la libertad de prensa” (p. 201).

"Los sistemas liberales han sido lamentables para la libertad de prensa" (p. 202).


III. CONTRA LA SOBERANIA POPULAR.


"Principio fatal el de la soberanía del pueblo” (p. 42).

"La soberanía del pueblo es, simplemente, un ateísmo nacional"
(p. 57).

"la elección, como principio, es decir, la elección aplicada a todo, es un principio falso'' (p. 165).

"El sufragio universal, aparte de ser un principio falso surgido de la Revolución, es un pésimo sistema representativo porque [...] supone una estructuración a la sociedad de la que ésta carece, puesto que la sociedad está vertebrada orgánicamente" (p.194).



IV. CONTRA LA REVOLUCION FRANCESA, LA ENCICLOPEDIA, LOS PRINCIPIOS DE LA REVOLUCION FRANCESA Y LOS PARTIDOS POLITICOS.



"el parto tremendo de la Revolución francesa" (p. 14).

"la Enciclopedia se mostró como una creación funesta y su propia luz fue ruido y dolor del infierno" (p. 36).

"Una nación sin jerarquías es tan absurda como una casa sin escaleras'' (p. 196).

"Para un católico es rechazable la existencia de todo tipo de partidos que mantengan principios distintos o contrarios a aquellos en que se sustenta el Estado cristiano" (p. 208).

"Fueron los partidos los que arrojaron sobre París toda la carroña liberal que convirtió a la más bella ciudad del mundo en una corrompida gusanera" (p. 217).


V. CONTRA LA LIBERTAD RELIGIOSA Y EL ESTADO LAICO.


"en    los       países donde sea posible, el Estado debe ser confesionalmente católico […] este es el caso de España, por ejemplo" (p.56).

“El Estado católico no puede, en consecuencia, admitir la libertad igual para todos los cultos […] que el primer ciudadano vaya a misa y el del culto falso se convierta al verdadero” (página 58)


VI. CONTRA LA LIBERTAD DE ENSEÑANZA.

"En cuanto a la libertad de enseñanza, nada existe más peligroso para el Catolicismo que este principio, hijo bastardo de la Revolución laica" (p. 58).


VII. CONTRA EL CAPITALISMO.

“El capitalismo, lo mismo que el socialismo, es una doctrina económica fracasada” (P. 74).


VIII. CONTRA LA LEGITIMIDAD EXCLUSIVA DE LA DEMOCRACIA.

"condenando expresamente la afirmación de que 'la democracia sea la única forma católica de gobierno” (p. 84).

"Ocurre en la actualidad que casi nadie se atreve a oponerse a la democracia inorgánica y a sus dogmas" (p. 216).


IX. CONTRA EL CENTRISMO.

"El liberalismo situado en el centro, entre el catolicismo y el socialismo, ha despedazado como una bestia fiera la estructura orgánica de la sociedad, ha subvertido el orden existente, ha conducido al reinado de la revuelta y la agitación y ha concluido por ser libertinaje, desorden y anarquía" (p. 75).


X. CONTRA ORTEGA.

"el caso del popular y conocido escritor Ortega y Gasset, cuya falta de base doctrinal y filosófica ha sido demostrada" (p. 70).


XI. LIBERAL Y CATÓLICO, TÉRMINOS INCOMPATIBLES.

"Para los católicos, el liberalismo católico no tiene posible defensa'' (p. 77).

"[los liberales católicos] intentan un maridaje, hijo del pecado, entre esos dogmas [los revolucionarios] y los de la Iglesia de Cristo" (p. 80).

“La incoherencia y la inconsecuencia son los caracteres fundamentales de los católicos liberales” (p. 80)

“¡Gran servicio el del liberalismo católico a esta obra!  Ha arrojado la carne descompuesta de una sociedad confundida y anárquica a las fauces hambrientas de carroña del monstruo revolucionario"  (p. 86).

XII. SOCIALISTA Y CATÓLICO, TÉRMINOS INCOMPATIBLES.

“No se puede ser socialista y  católico a la vez” (p. 103).

“los socialistas que se llaman católicos son, con los liberales católicos y  ciertos demócratas cristianos, los que más daño hacen a la causa de Dios” (p. 103).


XIII. VINCULACIÓN ENTRE LIBERALISMO Y SOCIALISMO, LIBERALISMO Y COMUNISMO, LIBERALISMO Y TOTALITARISMO.

“el padre del liberalismo es el socialismo” (p. 99).

"El comunismo es la coronación natural de todo el proceso revolucionario: herejía, naturalismo, racionalismo, liberalismo, totalitarismo y    socialismo.  Es la voluntad sin límites del hombre actuando en servicio exclusivo de las fuerzas del mal" (p.
109).

"el tortuoso camino que [la Revolución] ha seguido para implantar el Estado sin Dios, fundado en la sola voluntad del hombre, a través de la herejía, el absolutismo, la ideología naturalista, racionalista y laica, el liberalismo, el totalitarismo, el socialismo y  el comunismo" (p. 247).


XIV. CONDENA ABSOLUTA DEL COMUNISMO.

"El comunismo es una teología satánica" (p. 111).


XV. A FAVOR DE LA MONARQUIÍ TRADICIONAL.

"Al hablar de la Monarquía, por supuesto, me refiero a la Monarquía pura, a la que hoy se llama representativa para diferenciarla de sus varias adulteraciones históricas:   la Monarquía absoluta, la Monarquía liberal, la Monarquía electiva" (p.147).

"por cristiana y  por nacional, la Monarquía tradicional española va unida a otros dos postulados básicos que no admiten discusión: la Religión Católica y  la unidad sagrada de la Patria" (p. 151).

"Al hablar de Monarquía tradicional se habla de un régimen modernísimo y renovado, de una Monarquía católica y representativa, social y popular, antiliberal, antiparlamentaria, órgánica y  descentralizada'' (p. 153).

"La Monarquía, para ser española, ha de ser cristiana" (p. 239).

"En España no puede existir otra Monarquía que la cristiana y  la Tradicional” (p. 243).




XVII. DEFENSA DE  LA  LLAMADA  "DEMOCRACIA   ORGÁANICA" DEL  FRANQUISMO.

"Atendiendo a la constitución de la sociedad, la representación más perfecta es la orgánica. Es decir, los representantes surgen por elecciones parciales o por selección a través de los estudios y  oposiciones, de los órganos naturales y  culturales que conforman la sociedad: familias, municipios, regiones, asociaciones profesionales, corporaciones” (p. 194).


XVIII.   DEFENSA     DEL   ALZAMIENTO    NACIONAL    Y   DE    LA    GUERRA    CIVIL ESPAÑOLA,


"Acción Española propugna y justifica catolicamente el alzamiento militar contra una República que está despedazando a España" (p.135).

"la heroica empresa colectiva que es devolver España a su auténtico cauce histórico, empresa que tuvo su iniciación en julio de 1.936, cuando los españoles se alzaron en armas contra un gobierno ilegítimo, contra la República atea y marxista" (p. 250).



XIX. A FAVOR DE LA CONTRARREVOLUCIÓN.


 "es tremenda la necesidad de emprender, con la urgencia vertiginosa de los tiempos que vivimos, un ingente movimiento de Contrarrevolución"
  

"la esperanza contrarrevolucionaria tiene un templo: veinte siglos de tradición cristiana (p. 98).

"la guerra de las ideas, otra vez la guerra de Religión, la Cruzada, por fin, en defensa de los derechos de Dios, contra los hijos de la Revolución, contra los hijos del infierno'' (p. 115).

"La Contrarrevolución exige extirpar por completo el ateísmo de la ley, de las instituciones y del Estado [...] es necesario, pues, luchar contra la Revolución como doctrina y contra las revoluciones en cuanto que quiebran la continuidad [...] la restauración de los principios católicos debe hacerse poco a poco [...] no hay que perder el tiempo.  La hora de los proyectos y de la reflexión ha pasado. Está llegando la hora de la acción [...] Ahora se hace precisa la acción, entablando decididamente la batalla con las fuerzas de la Revolución, hasta conseguir implantar el Estado de la Contrarrevolución" (pp. 127-128).

"hace falta implantar el Estado con Dios, el Estado de la Contrarrevolución" (p. 139).

"El europeísmo, la integración europea, de urgente y vital necesidad, sólo podrá asentarse, no en los principios de la democracia liberal, sino en los verdaderamente universales y fecundos de la civilización cristiana" (p. 217).

"El combate victorioso por la Ciudad Católica, por la implantación del Estado de la Contrarrevolución, por la instauración de la Monarquía cristiana, representa el grito de gozo de la salvación de España" (p. 251).

"No se trata sólo de traer el Rey a España. Se trata de traerle sentado sobre el trono de San Fernando, sobre las bases de la Monarquía católica y tradicional" (p. 251)

1 comentario:

Luis Zapata dijo...

Interesante artículo -como siempre-. Nunca me gustó este señor pero he de reconocer que en algunas cosas (pocas, muy pocas) coincido con él.

Saludos.-