"Mi sueño es el de la patria, el pan y la justicia para todos los españoles, pero especialmente para los que no pueden congraciarse con la patria, porque carecen de pan y de justicia.". JOSÉ ANTONIO

20 de noviembre de 2007

Franco y el Rey


En la España de las libertades del año 2007, a punto de entrar en la clandestinidad por mi sincera admiración y homenaje a la figura de Francisco Franco, quiero recordar, como revulsivo de desmemoriados y amnésicos, las primeras palabras de quien hoy es Rey de todos los Españoles, sobre quien fue su mentor y antecesor:


Una figura excepcional entra en la historia. El nombre de Francisco Franco será ya un jalón del acontecer español y un hito al que será imposible dejar de referirse para entender la clave de nuestra vida política contemporánea. Con respeto y gratitud quiero recordar la figura de quien durante tantos años asumió la pesada responsabilidad de conducir la gobernación del Estado. Su recuerdo constituirá para mí una exigencia de comportamiento y de lealtad para con las funciones que asumo al servicio de la Patria. Es de pueblos grandes y nobles el saber recordar a quienes dedicaron su vida al servicio de un ideal. España nunca podrá olvidar a quien como soldado y estadista ha consagrado toda la existencia a su servicio.


Juan Carlos I


Podéis ver el video pinchando aquí: http://www.youtube.com/watch?v=lHznQS8pt64



LFU

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Después de unas semanas tan memorables para el rey en las que, sinceramente lo digo, a mí me ha devuelto algo de confianza en su figura, ya no espero que hoy vaya a repetir el discurso que reproduces, basta con que muchos recuerden hoy algunas de esas palabras y no utilicen más a Franco para enfrentar y dividir.

En el aniversario de su muerte, Francisco Franco, descanse en paz (a ver si le dejan...)

Monki

Iñigo Susaeta dijo...

Tras obviar al ciudadano que desprecia a la figura de un Hombre que no hizo sino entregar toda una vida al servicio de España (y que se autodescalifica al realizar un comentario animando a la desmembración de la Patria) solo puedo alabar el artículo y evidentemente a la figura del Caudillo.